A tres años del nacimiento de la Liga MX Femenil, la desigualdad salarial sigue en pie

0
115

En comparación con la rama varonil, las futbolistas viven en un ambiente diferente, alejado del derroche económico.

A tres años del nacimiento de la Liga MX Femenil la desigualdad salarial sigue en pie (Foto: Cuartoscuro)
A tres años del nacimiento de la Liga MX Femenil la desigualdad salarial sigue en pie (Foto: Cuartoscuro)

El 28 de julio de 2017, se celebró el primer partido de la Liga MX Femenil. Con más de 100 años de ventaja para la rama varonil, por fin había una profesionalización del balompié mexicano para mujeres.

Sin embargo, a tres años de los primeros pasos, aún hay muchos detalles por los que trabajar. A comparación de la rama varonil, las futbolistas viven en un ambiente diferente, alejado del derroche económico.

“Realmente sí he visto un avance”, comentó Olga Trujillo, editora de Diosas Olímpicas, medio especializado en la difusión del deporte femenil. “Sí ha habido avances, sí ha mejorado un poco, aunque sea un mínimo”, expresó la periodista Adrianelly Hernández, colaboradora del mismo medio, en entrevista con Infobae México.

A comparación de la rama varonil, las futbolistas viven en un ambiente diferente, alejado del derroche económico (Foto: Cortesía/ Atlético de San Luis)
A comparación de la rama varonil, las futbolistas viven en un ambiente diferente, alejado del derroche económico (Foto: Cortesía/ Atlético de San Luis)

No obstante, ambas coincidieron en que estos avances han sido limitados. El principal problema que acotaron fue la desigualdad salarial. “Han mejorado un poco los sueldos, pero es para un porcentaje menor de las jugadoras”, añadió Hernández.

“Recordemos que esta Liga, yo siempre he dicho, se hizo al vapor. En seis meses resolvieron llevar a cabo una Liga profesional, y digo profesional entre comillas por los sueldos que reciben la mayoría”, explicó Trujillo.

Y es que, en sentido estricto, el fútbol femenil de México no cumple a cabalidad las Reglas de la FIFA en el tema salarial. De acuerdo con la Encuesta Global de Salarios Deportivos, una jugadora percibe entre 3,400 y 3,500 pesos mensuales.

el fútbol femenil de México no cumple a cabalidad las Reglas de la FIFA en el tema salarial (Foto: Ulises Ruiz Basurto/ EFE)
el fútbol femenil de México no cumple a cabalidad las Reglas de la FIFA en el tema salarial (Foto: Ulises Ruiz Basurto/ EFE)

Para vivir en México esto no es suficiente para pertenecer a la clase media, según el informe “Bajo presión: la reducción de la clase media” de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

En ese contexto, la Liga MX femenil no cumple el Reglamento sobre el Estatuto y la Transferencia de Jugadores de la FIFA. El artículo 2, sección 2, llamado Estatuto de jugadores: jugadores aficionados y profesionales, describe:

“Un jugador profesional es aquel que tiene un contrato escrito con un club y percibe un monto superior a los gastos que realmente efectúa por su actividad futbolística. Cualquier otro jugador se considera aficionado”.

En México, si el club varonil pierde la categoría, su equipo de mujeres también pasa a la división de plata (Foto: Twitter/ @AtlasFCFemenil)
En México, si el club varonil pierde la categoría, su equipo de mujeres también pasa a la división de plata (Foto: Twitter/ @AtlasFCFemenil)

En Inglaterra, mientras el histórico Liverpool salió campeón después de 30 años, su plantilla femenil descendió a la Segunda División. Al contrario, en México si el club varonil pierde la categoría, su equipo de mujeres también va a la división de plata (donde no hay fútbol profesional regulado por la Federación Mexicana de Fútbol).

Esto significa que la parte femenil sigue dependiendo de lo que haga la plantilla de hombres. Vale recordar nada más el caso de la desafiliación de Veracruz o la mudanza de Morelia, donde jugadoras se quedaron sin equipo por la decisión de los directivos en la rama varonil.

La autogestión de los clubes femeniles no parece tener futuro aún en el corto plazo (Foto: Rogelio Morales/ Cuartoscuro)
La autogestión de los clubes femeniles no parece tener futuro aún en el corto plazo (Foto: Rogelio Morales/ Cuartoscuro)

“Estamos en el camino de la profesionalización, pero ellas mismas tienen que aprender a armarlo, por decirlo de alguna forma. Hay muchos ejemplos de equipo organizados a nivel mundial de Ligas profesionales a nivel mundial, está el ejemplo de todas las jugadoras de Estados Unidos que han sabido hacer su propio sindicato para poder reclamar todos estos derechos que les pertenecen”, explicó Olga.

 

DEJANOS TU COMENTARIO